Miércoles 26 de septiembre de 2007

Comunicado

Inmediata reincorporación de Carina Ricciardelli

Desde el Centro de Profesionales por los Derechos Humanos, nos hemos puesto a disposición de la ejemplar lucha de Carina por su reincorporación, quien fuera despedida junto a 18 compañeros por ejercer su legítimo derecho de participar de una asamblea de base de más de 150 trabajadores convocada por los delegados gremiales del hospital.
Desde el Centro de Profesionales por los Derechos Humanos, nos hemos puesto a disposición de la ejemplar lucha de Carina por su reincorporación, quien fuera despedida junto a 18 compañeros por ejercer su legítimo derecho de participar de una asamblea de base de más de 150 trabajadores convocada por los delegados gremiales del hospital. Luego de que la Federación de Trabajadores de la Sanidad firmara un mísero aumento de salarios a espaldas de los trabajadores, el personal del Hospital Británico inicio, mediante asambleas, discusiones con la dirección del hospital por un aumento mayor que el acordado por el gremio. El resultado fue un ataque feroz de la patronal con el despido "ejemplificatorio" e ilegal de 18 compañeros por participar de las asambleas. En una audiencia en el Ministerio de Trabajo (que dejó pasar la ilegalidad de la patronal) solo 13 de los despedidos fueron reincorporados mientras Carina junto a 4 compañeros fueron dejados afuera con el ofrecimiento del pago de una indemnización. Este, es un grave ataque a la organización democrática de los trabajadores del Hospital Británico que se enmarca dentro del envalentonamiento mas general de las patronales en los distintos lugares de trabajado, allí donde los obreros deciden organizarse para la lucha "de abajo hacia arriba" con métodos democráticos que tanto disgustan a las direcciones burocráticas de los sindicatos, como es el caso de los trabajadores del Subte, Enfer, etc. Desde el Ce.Pro.D.H. llamamos a las organizaciones obreras combativas y antiburocráticas, a las organizaciones políticas, estudiantiles y de Derechos Humanos a apoyar activamente la pelea de Carina por su reincorporación para poner un freno al avance de las patronales sobre las asambleas y organizaciones obreras independientes del estado, las patronales y las burocracias sindicales. {{Ce. Pro.D.H.}} Centro de Profesionales por los Derechos Humanos --------------------------------------------------------- {A continuación reproducimos la carta que Carina E. Ricciardelli le escribió a sus compañeros de trabajo} Buenos Aires, 24 de septiembre de 2007 {{{CARTA A MIS COMPAÑEROS - Hospital Britanico}}} El motivo de esta carta es tratar de aportar a esclarecer lo sucedido durante estas últimas semanas. Antes que nada quiero recordarles que todo esto comenzó con el descontento, por parte de la mayoría de quienes trabajamos en el Hospital Británico, acerca del mísero aumento, firmado por FATSA. Éste hecho, fue el que originó el debate acerca de la necesidad de un reclamo por aumento salarial a las autoridades del Hospital. El día 11 de septiembre la empresa despide a 18 compañeros por haber participado de la asamblea convocada por los delegados. Rápidamente el día 12 de septiembre en una audiencia en el Ministerio de Trabajo junto a los delegados, la dirección del Hospital suspende los efectos de los despidos hasta el 19 de septiembre. Es necesario tener presente, que durante todo este tiempo, ni el sindicato ni los delegados que responden a éste, mostraron interés alguno ante nuestro reclamo. Por el contrario, no solo que no hicieron nada, sino que además permitieron todo este gran circo, armado por la empresa, para que nos olvidemos del motivo por el cual asistimos a las asambleas, "el aumento de salarios". En la audiencia del 19 de septiembre finalmente la dirección del Hospital reincorpora a 13 trabajadores, pero sin explicación alguna deja afuera a 5 compañeros entre los que me encuentro. La dirección de recursos humanos , junto al sindicato, tenía todo estratégicamente planeado: "intimidarnos para inmovilizarnos, y si no lo conseguían, despedir a un grupo para meter miedo y así silenciar el reclamo de los trabajadores". Es el Hospital el que está fuera de la ley, y lo más grave, es que el sindicato permitió que todo esto pasara. Es más, el sindicato nunca peleo por la reincorporación de los 18 despedidos. Por el contrario, fingió mantener una negociación obligándonos a los despedidos mantener silencio, y asegurarle al Hospital la impunidad de lo sucedido diciendo que los 5 despedidos estábamos de acuerdo con lo que se estaba firmando. ¿El objetivo del sindicato?, quedar como el bueno de la película que obtuvo las 13 reincorporaciones y así poder limpiar su imagen. Finalizada la "negociación en el Ministerio de Trabajo", a 5 de los 18 despedidos, se nos discriminó y se nos negó arbitrariamente toda posibilidad de reincorporación; manteniendo nuestros despidos con causa por haber participado de la asamblea del 11 de septiembre, algo completamente fuera de la ley. Es evidente que tanto el Hospital como el sindicato quisieron deshacerse de nosotros por haber cuestionado lo que habían firmado a nuestras espaldas, y de esta forma disciplinar a todos los trabajadores con despidos persecutorios. Tomemos conciencia de que lo sucedido en el Hospital Británico y el acta que se firmó el 19 de septiembre en el Ministerio de Trabajo sienta un precedente nefasto para nuestros derechos laborales, no sólo nos impone pedir permiso para realizar asambleas (herramienta fundamental para debatir y decidir democráticamente acerca de nuestros problemas) cuestión además no contemplada en el convenio colectivo vigente, sino que además nos persiguen al mejor estilo dictatorial. Por todo esto y por haber sido víctima de un accionar claramente discriminatorio y persecutorio, es que he decidido denunciar públicamente lo sucedido y pelear por mi reincorporación a mi puesto de trabajo para que estos atropellos no se conviertan en moneda corriente, por eso les pido apoyo a mis compañeros para dar esta pelea colaborando con el fondo de lucha para que no quiebren mi reclamo por la falta de ingresos económicos, ya que nunca acepté ni aceptaré ningún tipo de indemnización. Carina E. Ricciardelli DNI: 26186125 --------------------------------------------------------- {Carina esta peleando por su reincorporación} {{{Firme el petitorio}}} Para apoyar su lucha necesitamos la solidaridad y firma de este petitorio de organismos de derechos humanos, comisiones internas combativas, dirigentes clasistas antiburocraticos, trabajadores y organizaciones sociales y barriales. {{Enviar firmas a: carinaricciardelli@gmail.com}}