Domingo 1ro de agosto de 2004

A un mes del asesinato de Maxi y Darío

El 26 de Julio, al cumplirse un mes de la masacre de Avellaneda y del asesinato a mansalva de los compañeros Darío Santillán y Maximiliano Kosteki, victimas de la represión del gobierno de Duhalde, se hicieron diferentes actividades en la Estación Avellaneda y en el Puente Pueyrredón en repudio a las muertes y en memoria de los compañeros caídos. Como miles de compañeros de diferentes organizaciones de desocupados, partidos políticos y organismos de Derechos Humanos, compartimos esa jornada de lucha y memoria, movilizándonos para hacer activo el repudio a esta masacre perpetrada por el Estado y la exigencia de cárcel a los asesinos y a los autores intelectuales. Sobre las 5 de la tarde marchamos a la estación de Avellaneda, y ese lugar donde murieron los compañeros se lleno de miles que exigíamos CASTIGO YA A LOS ASESINOS y que nos emocionamos cuando se descubrió el cerámico en homenaje a Maxi y Darío, realizado por los obreros de Zanón, que permanecerá en ese lugar para siempre como los compañeros en nuestra lucha. Desde el CeProDH nos comprometemos a seguir en la defensa incondicional de todos aquellos que como Maxi y Darío, luchan por sus derechos, para que los asesinos se pudran en la cárcel, para el triunfo de las luchas y por la libertad de todos los presos por luchar. Como se puede leer en el cerámico que enviaron los compañeros de Zanón, decimos DARIO SANTILLAN, MAXIMILIANO KOSTEKI, PRESENTES HOY Y SIEMPRE Para ver la carta del Movimiento de Trabajadores Desocupados de Lanús en la Coordinadora Aníbal Verón a los trabajadores de Cerámica Zanón, ver www.ceprodh.org.ar