Lunes 7 de enero de 2002

La UTDEB denuncia

UTDEB
Unión de Trabajadores Desocupados
Ensenada y Berisso

- Que la primer medida de este nuevo gobierno de devaluar el peso con respecto al dólar en casi un 30% es sacarnos de nuestros bolsillos esa misma proporción a nuestros ya ínfimos ingresos. Buscan de esta manera hacernos pagar la crisis que ellos provocaron y que nosotros sufrimos. Por eso y ante la expectativa que pueda llegar a despertar en diversos sectores populares decimos que este gobierno es enemigo de los trabajadores y el pueblo pobre. Ante esta rebaja salarial encubierta que significa la devaluación debemos luchar juntos, trabajadores ocupados y desocupados por la indexación de salario y de los planes de empleo, es decir el aumento de éstos en forma proporcional a la inflación producida.

- Que con las promesas de planes de empleo, de ayuda humanitaria buscan poner un dique de contención a la lucha de los desocupados, buscan liquidar la organización y la masiva movilización que venimos protagonizando junto a todo el pueblo, que al grito de pan y trabajo tiró abajo a los gobiernos de De la Rua - Cavallo y Rodríguez Saa en las históricas jornadas del 19 y 20 de diciembre. Pretender encausar nuestra justa lucha en Comités de Crisis y otros engaños para eliminar toda independencia de las organizaciones de desocupados y que volvamos a ser prisioneros del asistencialismo gubernamental. Se hace necesaria más que nunca la lucha por el control democrático de toda asistencia por parte del gobierno, que a través de comités barriales y de los movimientos de desocupados de la zona distribuya también los planes de empleo en forma democrática. Sabemos que esta ayuda no es más que un mínimo paliativo a las necesidades que hoy tenemos y que éstas serán resueltas cuando logremos TRABAJO GENUINO PARA TODOS.

- Que ante el lobby de las empresas privatizadas como REPSOL YPF, Telefónica que se llenaron los bolsillos a costa del pueblo con tarifas usureras y dejaron en la calle a miles de trabajadores, luchamos por su re-estatización, sin ninguna indemnización. Que nos devuelvan los miles de puestos de trabajo que nos robaron! Luchamos por poner en pie un plan de obras públicas que además de absorber mano de obra pueda resolver los problemas de vivienda, calles, desagües, escuelas, hospitales, el reparto de las horas de trabajo entre ocupados y desocupados sin afectar el salario entre otras medidas.

- Que ante la crisis que atraviesa la salud de los trabajadores y sus familias, con la falta de medicamentos esenciales, producto de la especulación de los grandes laboratorios nacionales y extranjeros, decimos que la salud de los trabajadores no es una mercancía más. Peleamos por la expropiación de los grandes laboratorios, la elaboración por parte del estado de la farmacología básica y la creación de un banco único de medicamentos para que sean distribuidos a precios accesibles para los trabajadores y sus familias y gratuito para los desocupados.

- Que para esta lucha que debemos dar es más que necesario que nunca profundizar la unidad de los trabajadores ocupados y desocupados por esto venimos impulsando la Intergremial de La Plata, Berisso y Ensenada para agrupar desde allí a todos los sectores en una verdadera COORDINADORA REGIONAL con un delegado cada 20 trabajadores ocupados y desocupados para votar un programa y un plan de lucha que imponga una salida definitiva a nuestros reclamos de PAN Y TRABAJO